El directivo cobarde

5 Ago

Seguir las políticas de la empresa al pie de la letra no es un modelo de liderazgo. Aunque eso suele resultar más fácil para solucionar los problemas de forma rápida, si el jefe no se involucra en la gestión de personas, está minando su eficiencia.

En este artículo de Business Week, John Humphreys, Mildred Golden Pryor y Jennifer Oyler, profesores de la Texas A&M University, detallan los problemas más frecuentes de un liderazgo que desprecia la dimensión personal de los colaboradores y sus repercusiones negativas en el largo plazo.

Sin duda, las reglas de una compañía sirven para agilizar los procesos de trabajo; sin embargo, no deben adoptarse desde una perspectiva positivista como compartimentos estancos. El verdadero liderazgo no es cobarde: es decidido para renovar los principios y adaptarse a los cambios.

Fuente: Expansión

Montse García

Marketing y Comunicación integral

@modernmarketing

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: